Gobernación del Estado Nueva Esparta Estado Nueva Esparta La Asunción

9 julio, 2019 / gobernaciondenuevaesparta El Director General de Orpanac

Todavía existen venezolanos que trabajan con integridad en medio de tanta oscuridad

Rafael Morao Rodulfo, nieto de Rafael Morao, honrado, post morten, con el premio de Ética y Transparencia “Moral y Luces”.
El acto reunió a representantes de diferentes sectores de la vida neoespartana
Cristina Conti, secretaria general de Gobierno
Juan Carlos Torcat, director general de Orpanac
José Jesús Fernández, Orador de Orden

La expresión corresponde a la intervención de Juan Carlos Torcat en el acto de entrega del premio de Ética y Transparencia “Moral y Luces” 2019, con presencia de la secretaria general de Gobierno Cristina Conti

Con la entrega de este premio en este acto se demuestra la voluntad del gobernador Alfredo Díaz, por trabajar a favor de rescatar los valores morales y contra la corrupción, flagelo que ha hecho estragos dentro de Venezuela, por tal motivo es importante que cada año se reconozca a tantos ciudadanos que por su destacada labor vinculada a la integridad reciban este premio.  

Las palabras de Cristina Conti, secretaria general de Gobierno, se escucharon durante el acto enmarcado dentro del Día Regional de la Transparencia y la Lucha contra la Corrupción, espacio donde la Organización para la Prevención Nacional contra dicho flagelo, Orpanac, entregó por primera vez el premio “Moral y luces” 2019 a través del Comité de Ética Simón Bolívar.  

En la jornada celebrada en el Museo de Arte Francisco Narváez de Porlamar, se reconoció (post morten) la vida y trayectoria de Rafael Moraos, nacido en 1879 y fallecido en 1961, quien fuera presidente (diputado) de la entonces Asamblea de estado, actual Asamblea Legislativa, presidente (edil) del Concejo Municipal del Distrito Mariño y prefecto de Porlamar, hombre de significativa y comprobada lealtad, apegado a las leyes y normas y gran ser humano que demostró solidaridad, amistad hacia sus semejantes y sobre todo su amor para con la ciudad marinera.  

Su nieto, Rafael Morao Rodulfo, quien recibió el galardón manifestó: “Es un gran orgullo para toda la familia este reconocimiento, nuestro abuelo convirtió a Porlamar, tal como es reconocido por los historiadores, como la ciudad más limpia del país, su honestidad fue su principal valor, siempre fue recto, adusto de carácter pero con un corazón de oro que siempre expresaba su apego hacia Porlamar”.  

Juan Carlos Torcat, director general de Orpanac, agregó: “Este es un premio de luz en medio de tantos problemas que vivimos los que todavía permanecemos en esta tierra, donde los antivalores, el egoísmo, la indecencia moral, es el pan nuestro de cada día. Todavía existen venezolanos que trabajan con integridad en medio de tanta oscuridad”.

Como orador de orden intervino en representación del Comité de Ética Simón Bolívar, José Jesús Fernández, quien ratificó en su discurso las palabras de Jesús Manuel Subero: “Que esto sea una manera de honrar a un pueblo honrándolo, a su memoria colectiva donde se trasciende lo humano porque de eso se trata”, concluyó.

Prensa Gobernación Nueva Esparta/ Edgar A. Corzo Parra CNP 5.985

Fotos: Adriana Valderrama


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.