24 abril, 2019 / gobernaciondenuevaesparta

Gobernador apoya activamente las directrices del Plan Cero Malaria

Paludismo se reduce en Nueva Esparta por amplia cobertura del saneamiento

Fumigación en las localidades en las que se han detectado focos de malaria.
Rociamiento con asperjadoras o moto mochilas
“Hemos tenido excelentes resultados en camino a la meta de cero malaria”, dijo José Francisco Farías

Los casos de paludismo en Nueva Esparta se redujeron en 60,65% el primer trimestre de este año, a consecuencia de las actividades de saneamiento y control que realiza la Dirección Regional de Salud Ambiental, adscrita a la Drsne, a fin de evitar internamente la propagación de la enfermedad contagiosa e impedir la importación de casos siendo este un estado de vocación turística.  

El director regional de Salud Ambiental, Lic. José Francisco Farías, indicó que al cierre de marzo pasado se habían registrado 327 casos nuevos de paludismo o malaria —de los cuales 207 fueron autóctonos, 116 importados de otros estados del país y cuatro provenientes del exterior— lo que representa 39,35% en comparación con los 831 casos asentados el último trimestre de 2018 en la entidad.  

“Hemos tenido excelentes resultados en camino a la meta de cero malaria”, dijo Farías quien destacó que aunque Nueva Esparta no es uno de los estados de mayor riesgo de contagio — como Sucre, Bolívar, Amazonas, Monagas, Anzoátegui y otros—, sí es un estado receptor de casos provenientes de ‘tierra firme’ y de otros países como Brasil, Colombia y Guyana.  

La considerable disminución se debe a la fumigación en las localidades en las que se han detectado focos de malaria, y al rociamiento con asperjadoras o moto mochilas, por instrucciones del director regional de Salud, Dr. Elesban Gómez, y el importante apoyo del gobernador Alfredo Díaz en correspondencia con las directrices nacionales del Plan Cero Malaria, indicó el funcionario.  

En el municipio Mariño la reducción es de 77,35% con 123 casos, frente a los 543 registrados durante el referido lapso del año anterior. En Marcano se presentaron 32 (anteriormente 58); Arismendi, 14 (antes 47); y García, 10 (29). Mientras, Villalba no presenta ningún caso, detalló Farías.  

Vigilancia  

También ha contribuido en la menor incidencia, el establecimiento de ocho puntos de control, en los cuales se toman muestras a personas febriles o con los síntomas, y se les da el tratamiento a los diagnosticados.  

De estos dispositivos se han instalado cuatro puntos de control en Mariño, específicamente en la sede de Corposalud, en el Hospital Luis Ortega, en el ambulatorio de Achípano y en el Faro de La Puntilla, donde se encuentra el muelle de pequeñas embarcaciones o terminal marítimo de pasajeros.  

Además un punto en el Hospital Militar (Arismendi), también en el CDI de Santa Ana (Gómez), y los ambulatorios de Pedregales (Marcano) y San Pedro de Coche(Villalba).   Farías agradeció especialmente al gobernador su contribución en lo relacionado al transporte, lo que ha permitido la cobertura de toda la entidad.

“Ha sido fundamental la logística para concretar los planes de saneamiento, vigilancia y control, y obtener excelentes resultados”, dijo al tiempo que expresó la necesidad de más vehículos para cubrir aún más las comunidades de Margarita y la isla vecina.  

Agradeció también a su equipo conformado por el Dr. William Salazar, jefe regional del Programa de Malaria, y el TSU Richard Ferrer, coordinador regional de Control de Vectores, con la colaboración de la Dra. Yoselyn López, coordinadora regional de Zoonosis.  

Prensa Gobernación Nueva Esparta / Corposalud / Hilda Mendoza /CNP 8.038

Foto: José Ángel Moreno (CRGV 539)


0 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.